Un recinto cuyo objetivo es preservar y fomentar la música mexicana a la par de una infraestructura de punta.

Con una inversión de 348 millones de pesos y un auditorio para 450 personas, estudio de grabación y un museo de ocho salas, tiene la misión de conservar y fomentar la música mexicana.

Su fachada es de aproximadamente 140m con un diseño que encarna el rollo de una pianola con las horadaciones de la canción Esta tarde vi llover del compositor yucateco, Armando Manzanero.

No obstante, el patio central del palacio será sede de la mayor fonoteca fuera de la Ciudad de México; se instalará una pantalla gigante para la proyección de actividades culturales para el disfrute de los transeúntes.

Es un inmueble emblemático para la historia de la música mexicana:

“Será un polo cultural muy importante en una ciudad distinguida por la enorme actividad cultural que vive desde siempre, pues Mérida y todo Yucatán ha sido cuna de grandes artistas”, afirmó Antonio Crestani, director general de Vinculación Cultural de la Secretaría de Cultura federal.