Penda ha diseñado San Shan Bridge, un puente de doble hélice que cruza el río Gui en China.

Esta estructura se convertirá en parte integral del sistema urbano para enfrentar los Juegos Olímpicos de Invierno de Beijing en 2022. La forma del puente se inspira en el entrelazado de los cinco anillos del símbolo olímpico para crear una forma evocativa del paisaje montañoso de la zona.

Cortesía de Penda

Este puente conectará Beijing con la ciudad vecina de Zhangjiakou, donde se llevará a cabo la mayoría de los eventos a campo abierto de los Juegos Olímpicos de 2022. La zona que rodea al puente ha tenido un increíble crecimiento residencial en los últimos años, al punto que una serie de proyectos están actualmente en desarrollo a cargo de arquitectos reconocidos a nivel internacional.

Cortesía de Penda

El puente de 452 metros de largo se apoya en una estructura de doble hélice, hecha a partir de tres estructuras de acero con forma de arco con una expansión de 95 metros.

 

En su superficie, cuatro pistas para vehículos se separan de las veredas peatonales gracias a dos bandas ajardinadas, creando una barrera visual y auditiva entre estos dos modos de desplazamiento.

Se espera que la construcción del puente esté a tiempo para la Expo Horticultural de Beijing de 2019.

Cortesía de Penda
Cortesía de Penda